Apareció en Itatí el empresario e investigan si fue un secuestro

Laura Gall, hermana de Mario Norberto Gall, el empresario de 32 años que en la madrugada del lunes 20 desapareció, confirmó que el hombre se contactó con ella para avisarle que lo habían “liberado” en el acceso a Itatí, en la provincia de Corrientes. La Policía confirmó que el hombre estaba bien según manifestó en ese llamado y ya se dirige una comisión policial a buscarlo. Primero se habló de un pedido de rescate de 200.000 pesos pero luego esa suma bajo a 12.000.


Según publica http://misionesonline.net,  la hermana del hombre fue quien atendió el teléfono fijo en donde el empresario de manera desesperada pedía que lo vayan a buscar. “Yo lo escuché y está vivo. Me pidió por mi mamá y dijo que lo habían liberado en el acceso a Itatí. Ahora se están yendo a buscarlo y tengo que esperar que me avisen cuando están con él”, dijo Laura.

 

Además contó que “el lloraba y pedía que lo fueran a buscar. Pero se escuchaban otras voces atrás que murmuraban y no entendí que decían. Lo único que pidió que fuéramos a buscarlos. Sabemos que está bien o al menos vivo”, agregó.

 

Por lo pronto, la Policía provincial dispuso de una patrulla para que fuera a buscar al empresario a Corrientes con algunos familiares. Se pidió colaboración con la fuerza correntina para hacer el primer contacto con el hombre y resguardarlo hasta la llegada de la comisión que ya está en viaje según fuentes del caso.

 

Momentos antes de que Gall apareciera, en contacto con Radio Libertad, su hermana había detallado los momentos de terror que había atravesado la familia. Dijo que su cuñada logró hablar con los supuestos secuestradores y que fueron ellos los que le indicaron dónde estaba el auto. “Mi hermano lloraba, mi cuñada no le entendió nada ni el monto de dinero que exigían”.

 

Agregó asimismo: “Ella habló con los secuestradores, ellos le dijeron dónde estaba el auto y le pasaron con mi hermano, él lloraba y solo le pedía que lo escuche, mi cuñada no le entendió lo que le quiso decir”.

 

La mujer descree de la hipótesis del autosecuestro por problemas de deudas. “Mi hermano no tenía problemas con nadie, no le puedo decir si tenía deudas, no lo creo, pero igual le digo ojalá sea un autosecuestro porque nosotros lo único que queremos es que esté bien. Y si lo tienen secuestrado vamos a vender lo que sea para pagar el rescate”.

 

Desde el domingo por la noche investigan en Posadas la desaparición de un empresario del Mercado Central, que no regresó a su domicilio y cuya esposa denunció haber recibido un mensaje que daba a entender que el hombre pudo haber sido secuestrado.

 

Como no regresó a su casa, la esposa radicó la denuncia en la comisaría Décima. El lunes cerca del mediodía, volvió a la seccional, para contar de una llamada telefónica recibida cerca de las 11 y a través de la cual le daba a entender que se encontraba retenido por la fuerza por parte de desconocidos, quienes exigían dinero para su liberación.

 

El auto del empresario fue encontrado en calle Ambrosetti casi Uruguay, (es un Chevrolet Aveo) bajo llave. En su interior se encontró el teléfono celular del hombre.

 

Fuentes del caso confiaron que el hombre tendría problemas financieros, por lo que la teoría de un autosecuestro tampoco es descartada, de hecho, un empleado suyo declaró y dio la versión de la supuesta deuda.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *